El Servicio de Administración Tributaria (SAT) dio a conocer el 28 de diciembre de este año, la Resolución Miscelánea Fiscal  (RMF) para el 2020.
La publicación en el Diario Oficial de la Federación (DOF) y los anexos de dicha RMF entrarán en vigor el 1º de enero próximo y estará vigente hasta el 30 de diciembre del 2020.
Puedes descargar la RMF en la siguiente liga para analizar los capítulos que sean de tu interés: http://bit.ly/RMF2020. 
De la revisión preliminar realizada, encontramos lo siguiente:
• Se agrega el CapÍtulo 12 sobre la prestación de servicios digitales.  Entrará en vigor el 1º. De junio del 2020.
• Se vuelve a conceder en la regla 2.7.5.7
• Se otorga la facilidad de corregir los errores u omisiones de los CFDI´s de nómina emitidos. Se podrán cancelar y volver a generar antes del 29 de febrero del 2020 cumpliendo con los requisitos que establece dicha regla.
• Se amplía el plazo para que el Sector de Hidrocarburos y petrolíferos, que son objeto de los controles volumétricos,  continúen utilizando la factura global señalada en la regla 2.7.1.24 referida a la expedición de comprobantes con operaciones con el público en general hasta el 31 de julio del 2020 siempre y cuando cumplan con lo referido en el Transitorio Vigésimo Séptimo.
• Se hace referencia en la Regla 11.4.14 a los Contribuyentes que celebraron operaciones  con aquellos que se ubicaron en la presunción del artículo 64-B del CFF (“factureros” o “EFOS”) podrán continuar recibiendo diversos estímulos fiscales.
• Se establece en el Transitorio Quincuagésimo que los contribuyentes estarán obligados a efectuar la retención del 6% del valor de las contraprestaciones que sean efectivamente pagadas (por concepto de Subcontratación Laboral) a partir del ejercicio 2020. Se aclara que los contribuyentes que hayan emitido CFDI´s de las contraprestaciones antes de la entrada en vigor de este Decreto podrán aplicar las disposiciones vigentes en 2019 siempre que el pago de las contraprestaciones respectivas se realice dentro de los diez días naturales inmediatos posteriores a dicha fecha.
Ponte atento y si tienes dudas puedes acércate con un consultor de Indicium Solutions.

El gobierno federal dio a conocer el nombramiento de Raquel Buenrostro Sánchez como nueva Titular del Servicio de Administración Tributaria (SAT), en sustitución de Margarita Ríos Farjat, quien dejó el cargo en días pasados al ser elegida como ministra de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Raquel Buenrostro se desempeñaba como Oficial Mayor en la SHCP, estando bajo su responsabilidad el programa de compras consolidadas del Gobierno Federal.

Es Licenciada en Matemáticas por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), habiéndose graduado en 1995. Estudió una maestría en economía en el Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) y  cuenta con un posgrado en economía en el Colegio de México.

De acuerdo a las reformas fiscales autorizadas para el 2020 ,se publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) el pasado 9 de diciembre del 2019, el Decreto por el que se reforman diversas Leyes entre las que se encuentra  la Ley del Impuesto al Valor Agregado (LIVA) que en materia de Subcontratación laboral  establece lo siguiente:

En el artículo 1-A relacionado con  los Contribuyentes obligados a retener el impuesto se agrega la fracción IV que a la letra dice:

“Sean personas morales  o personas físicas  con actividades empresariales , que reciban servicios a través de los cuales se pongan a disposición del contratante o de una parte relacionada de éste, personal que desempeñe sus funciones en las instalaciones del contratante o de una parte relacionada de éste, o incluso fuera de estas, estén o no bajo la dirección, supervisión, coordinación o dependencia del contratante, independientemente de la denominación que se le dé a la obligación contractual. En este caso la retención se hará por el 6% del total del valor de la contraprestación efectivamente pagada”.

Con la medida anterior  las empresas que utilicen servicios de Subcontratación laboral están obligadas a retener al contratista el 6% del IVA que les traslade por las operaciones celebradas por servicios de outsourcing.

De esta forma la Autoridad Fiscal (SAT) espera tener un mejor control de estas actividades y recibir por otro conducto una parte del IVA que se pague.

 

Es muy importante que las empresas conozcan que el SAT ha puesto a disposición de los patrones un VISOR donde se puede consultar la información correspondiente a los pagos realizados por concepto de sueldos y salarios a los trabajadores.

En este VISOR se pueden hacer consultas globales o individuales de cada trabajador, para validar si la información está bien, o, en su caso, requiere correcciones.

Con esta aplicación, el patrón podrá identificar con anticipación los datos acumulados que el SAT tiene de sus trabajadores y detectar a tiempo cualquier inconsistencia para cancelar comprobantes duplicados o con errores.

La información se puede descargar e imprimir para facilitar su revisión. Sólo hay que dar click aquí para ingresar al visor.

Vale la pena comentar que los errores u omisiones que las empresas tuvieron en la emisión de los CFDI´s de nómina para el ejercicio 2018, se pudieron corregir gracias a la regla 2.7.5.7. de la RMF del 2019, que permitió por única ocasión cancelar los CFDI´s con error y sustituirlos antes del 15 de abril del 2019.

Un buen número de empresas aprovechó la disposición y se pudo minimizar las discrepancias contra los registros con los que contaba el SAT.

No podemos asegurar que para el ejercicio 2019  las autoridades fiscales vayan a replicar dicha disposición, especialmente debido a que existe el VISOR mencionado en esta nota.

Por ello, es importante tomar acción y usar la herramienta para validar cualquier discrepancia y poder hacer las correcciones en forma oportuna.

Es importante comentar que Indicium Solutions llevó a cabo una revisión de la funcionalidad del VISOR y constató que la información disponible tiene corte hasta octubre del 2019.  Esperamos que en los próximos días se cargue la información del mes de noviembre. La información de diciembre con los datos del ejercicio 2019 se podrá consultar en enero del 2020.

No hay que esperar a que llegue enero. Mejor hay que validar desde ahora la información.

Visita: indiciumsolutions.com.mx 

Es alarmante el incremento de casos en que las empresas han tenido que cerrar debido a la cancelación de su Sello Digital que emite el Servicio de Administración Tributaria (SAT) a los contribuyentes.

El Certificado de Sello Digital (CSD) es indispensable para que una empresa pueda emitir sus facturas electrónicas. Si en su actividad mercantil no tiene la capacidad de entregar un comprobante que cumpla con los requisitos fiscales definidos por la Autoridad.

La compañía simplemente perderá negocios, clientes, ventas, e incluso, puede llegar a quebrar en un corto plazo si no actúa de manera inmediata para lograr reactivar su CSD.

Es tan importante este tema, que es fundamental conocer con claridad los motivos por los cuales el SAT puede suspender el certificado de sello digital (CSD) de un contribuyente.

A partir de las reformas autorizadas al Código Fiscal de la Federación por la Cámara de Senadores el pasado 10 de septiembre, las causales señaladas en el artículo 17-H se ampliaron al modificar algunos incisos y agregar otros en la fracción X.

A continuación, se enlistan los motivos que pueden dar lugar a dejar sin efecto el CSD:

  • Cuando en un mismo ejercicio fiscal y estando obligados a ello, se omita la presentación de tres o más declaraciones periódicas consecutivas o seis no consecutivas o la declaración anual.
  • Cuando el contribuyente se encuentra publicado en el listado definitivo a que se refiere el cuarto párrafo del articulo 69-B por haber emitido comprobantes fiscales que amparan operaciones inexistentes, simuladas o ilícitas (EFOS o “factureras”).
  • Cuando se den efectos fiscales a los comprobantes que amparan operaciones inexistentes, con lo cual aplican dolosamente deducciones y acreditamientos que disminuyen la base gravable de la contribución a pagar o inclusive les generan saldos a favor que pueden obtener en devolución.
  • Cuando al dar de alta el RFC, se proporcionen datos incorrectos como es el domicilio fiscal que no permita su localización ni cumpla con lo señalado en el artículo 10 del CFF.
  • Cuando los datos proporcionados por el contribuyente como medios de contacto en el buzón tributario sean incorrectos o falsos.
  • Cuando los contribuyentes facturen ingresos o retenciones y éstos no correspondan con la información proporcionada en sus declaraciones.
  • Cuando se detecte que los contribuyentes han efectuado la transmisión indebida de pérdidas fiscales y se encuentran en el listado definitivo del párrafo octavo del artículo 69-B del CFF.

En el caso de que la Autoridad suspenda el CSD de un contribuyente, es importante conocer lo siguiente:

  • Podrá corregir la situación que originó la cancelación del certificado o desvirtuar las causas que la originaron mediante el procedimiento correspondiente.
  • La Autoridad contará con 10 días para resolver lo conducente.
  • Los cambios al CFF entrarán en vigor el 1º. de enero del 2020.

En conclusión, es importante cuidar no caer en los supuestos que pueden llevar a su empresa a que le cancelen su CSD y con ello, poner en riesgo su subsistencia.

Recurra a un proveedor de facturación electrónica confiable y con experiencia, para que lo oriente y apoye como usted lo requiere.

Visite: www.indiciumsolutions.com.mx