Confusión con el timbrado fiscal


La RMF 2014 indica que no puede haber distribuidores de timbres fiscales. ¿Es ilegal comprar timbres con un tercero?



La Regla 1.2.7.2.5 de la RMF publicada el 30 de diciembre de 2013 y que tiene vigencia en este 2014, establece textualmente que referente al Servicio de Certificación de CFDI mejor conocido como “Timbrado Fiscal” , los PAC (Proveedor Autorizado de Certificación):

Deberán prestar de forma directa el servicio autorizado y para ello solicitarán a los contribuyentes que les proporcionen el escrito a que se refiere el segundo párrafo de la regla I.2.7.2.7., por ende, no podrán proporcionar dicho servicio por conducto de un tercero que opere en calidad de socio comercial, distribuidor o cualquier otra figura análoga.

La pregunta obligada es:

¿Es ilegal comprar timbres fiscales de un tercero?

La respuesta es negativa, y la confirma el mismo SAT en su propio Portal donde relaciona aproximadamente 1,150 empresas identificadas como Centros de Contacto y distribución de proveedores de certificación CFDI”

Un funcionario del SAT relacionado con este tema comentó a este medio, que el espíritu de la Regla 1.2.7.2.5 aquí referida es que el Contribuyente debe autorizar al PAC para enviar copia de sus facturas electrónicas al SAT, pero ello NO significa que no pueda recurrir a los servicios de un Integrador, Consultor, Despacho Contable, Comercializador o Asociación que no sea PAC.

Este es el tipo de situaciones que no ayudan a crear la certeza necesaria entre los Contribuyentes quienes dudan en recurrir a las fuentes establecidas que tradicionalmente los han apoyado a cumplir sus obligaciones fiscales y/o a proveerlos de las herramientas tecnológicas para hacer su trabajo.

La micro empresa  y las PYMES quienes aportan más del 80% de la fuerza laboral de México, recurren a Despachos Contables y/o a distribuidores de soluciones de cómputo que son reconocidos en la industria como “EL CANAL” para obtener los servicios y herramientas que les permiten controlar su negocio y cumplir con todos los requerimientos regulatorios que enfrentan mes a mes tales como: llevar la contabilidad, facturar, hacer la nómina, las declaraciones al IMSS,  controlar los préstamos de INFONAVIT, pagar impuestos, hacer las Informativas, etc.

La Regla 1.2.7.2.5 causa esta confusión y parece desconocer que es EL CANAL quien progresivamente apoyando la adopción y masificación de la factura electrónica.

¿Los PAC son los únicos autorizados para emitir facturas electrónicas?

En esta misma vertiente,  existe otra confusión acerca de si los PAC son los únicos autorizados para emitir facturas electrónicas.

La respuesta es NO.  En el último párrafo del Art 29 del Código Fiscal de la Federación vigente se establece textualmente que

El Servicio de Administración Tributaria, mediante reglas de carácter general, podrá establecer facilidades administrativas para que los contribuyentes emitan sus comprobantes fiscales digitales por medios propios, a través de proveedores de servicios o con los medios electrónicos que en dichas reglas determine.


El PAC es el único autorizado para EMITIR un timbre fiscal, pero la factura electrónica pudo haber sido generada por otros medios e incluso, un tercero.

En consecuencia, el “cuello de botella” que se ha creado ante la falta de manos y fuentes confiables para dar el servicio a los más de 2 Millones de Contribuyentes que enfrentan la imperiosa necesidad de emitir facturas electrónicas, puede resolverse si se da respuesta oficial a los sencillos planteamientos que se hacen en esta nota.

En resumen:

  1. ¿Es ilegal comprar timbres fiscales de un Despacho contable, un integrador, comercializador y/o Asociación?

    NO. Estos terceros deberán recurrir a un PAC para que se lleve a cabo el timbrado fiscal pero ofrecer el servicio al Contribuyente, no solo es legal sino que es altamente necesario.

  2. ¿Los PAC son los únicos autorizados para emitir facturas electrónicas?

    NO. Los PAC son los únicos autorizados para EMTIR timbres fiscales a nombre del SAT, pero ello no limita a que los Contribuyentes puedan recurrir a un proveedor de soluciones confiable quien a su vez utilice los servicios de un PAC para agregar el timbre fiscal a un CFDI.